Baba Ganoush

Esta fabulosa salsa cremosa de berenjena de origen del Medio Oriente recientemente se ha vuelto muy popular en Occidente. La receta exacta variará de un país a otro, y es posible que quieres ajustar las cantidades de cualquiera de estos ingredientes a tu gusto personal.

Ingredientes obligatorios:

  1. 1 berenjena grande
  2. 1 limón o lima
  3. Ajo
  4. Tahini (o semillas de sésamo)
  5. Sal marina (de Himalaya)

Ingredientes recomendados:

  1. hierbas frescas como albahaca, romero, eneldo, cebollino, perejil, cilantro

Ingredientes opcionales:

  1. Pimentón dulce
  2. Aji picantes
  3. Un chorrito de tu aceite favorito, como aceite de semilla de uva, aceite de aguacate o aceite de oliva extra virgen
  4. Agua

Equipos necesarios:

  1. Tenedor
  2. Procesador de alimentos o licuadora de alta velocidad
  3. Una fuente de calor: horno tostador, barbacoa o estufa de gas

Cómo hacer Baba Ganoush

El primer paso para hacer Baba Ganoush es lavar la berenjena y luego usar un tenedor para hacer agujeros en un lado de la berenjena. Estos pequeños orificios permitirán que el vapor salga de la berenjena cuando esté en el horno. Obtienes cuatro pequeños agujeros por cada vez que apuñalas la berenjena, por lo que si la apuñalas veinte veces, tendrás ochenta pequeños agujeros. Ahora coloca la berenjena apuñalada en una bandeja para hornear con los agujeros hacia arriba y coloca la bandeja para hornear en tu hornito. O coloca la berenjena directamente en la parrilla de la barbacoa con los agujeros hacia arriba hasta que esté ligeramente carbonizada.

Pasados ​​unos diez o veinte minutos dependiendo de tu fuente de calor, retira la berenjena, déjala enfriar unos minutos, luego córtala en trozos y transfiérela al procesador de alimentos o licuadora de alta velocidad. Obviamente, elimina la hoja dura en la parte superior antes de mezclar. Ahora vierta el jugo de un limón en la licuadora o procesador de alimentos. Agrega dos o tres dientes de ajo, un par de cucharadas de tahini y una pizca de sal marina del Himalaya. Licua estos ingredientes hasta obtener una mezcla homogénea.

Ahora viene la parte más importante: observa el sabor y la textura de lo que has hecho y decida si necesita un ajuste final. Es posible que desees agregar otro chorrito de jugo de limón, otra pizca de sal, un poco más de tahini o un chorrito de aceite. Si quieres una textura más cremosa, puedes agregar unas gotas de agua o un poco más de jugo de limón.

Una vez que tengas tu decadente Babaganoush completamente mezclado, transfiéralo a un plato para servir y agrega un chorrito de tu aceite favorito y las hierbas frescas finamente picadas de tu preferencia.

Puedes servirlo con trocitos de zanahoria o apio picado, o en la forma tradiciónal, con pan pita recien-hecho.